viernes, julio 14, 2006

Hasta siempre, Juancho. Bienvenido, Pablito

Mañana sábado tenemos otro fiestón en Melrose Place. Y éste es por una doble celebración: por un lado la despedida de Juancho, que como ya he comentado aquí se nos marcha a trotar mundo; y por otro la bienvenida a casa de Pablito, que acaba de aterrizar de Porto Alegre (Brasil). Como cantaba un hijo del eminente ginecólogo Dr. Iglesias Puga:

“Al final
las obras quedan, las gentes se van.
Otros que vienen las continuarán...
¡La vida sigue igual!” (Hombre, igual igual… La ausencia de Juanito se va a notar muchísimo en la Mancomunidad del Caos, ya que es uno de sus factótums históricos).

Como no podían faltar a tan magno evento de doble cara (una triste, como casi todas las despedidas; la otra alegre, por haber recuperado sano y salvo de las favelas a un querido camarada), han confirmado su asistencia al sarao gentes de todo pelaje y condición, que es lo que le da gracia a estas reuniones.

Vendrán a propósito para la parranda buena parte del “Comando Pérfida Albión”, el “Comando Magdalena” de Castellón, los “Vets-Vets” (Veteranos Veterinarios) de Murcia, la “Célula Barcelona”, y por supuesto el Presídium Supremo de la Mötley Crüe casi al completo. Aparte de otros muchos invitados freelance: las suecas, Lady Gym, etc, etc…

Francamente, no tengo ni puta idea de dónde nos vamos a meter tanta gente, pero da igual; lo que cuenta es que es en ocasiones como éstas cuando uno descubre cuántos amigos tiene de verdad, y estos dos pájaros van bien servidos de gente que les quiere.

Lo dicho en el título: “Hasta siempre, Juancho. Bienvenido, Pablito”.

3 comentarios:

J-vol dijo...

al talegooo!!!

Mr.Celofan dijo...

¿ Ese Pablito es el del clavito ?

Cripema dijo...

Bienvenido Pablo y disfruta Juan Ignacio, y Micro, la próxima vez, pr favor, asegurate de que el Ron llegue a la segunda hora de la fiesta, que acabasteis poniendome whisky con tonica y aún tengo un amargo sabor al final de la garganta...